Raquel toca fondo; ‘Caer en tentación‘

QUÉ HA PASADO

• Raquel y Santiago se besan.

• Juan amenaza a Lola para que vuelva a su lado.

Su obsesión por Raquel lleva a Andrés a intentar tocarla y besarla por la fuerza. Por suerte, la mujer consigue defenderse y, tras huir, busca consuelo en Santiago. “No estás sola. Yo voy a protegerte y ese infeliz no volverá a molestarte”, promete él. Más tarde, la lleva a la cama pues ha bebido unas copas de más y Federico y Mía observan la escena molestos.

Laura cubre a Lola ante su padre, pero le advierte que no va a permitir que Juan siga haciéndole daño: “Yo también estuve en una relación enfermiza y defendía a un hombre que me pegaba. Tienes que denunciarlo cuanto antes”. Vicente denuncia a su cuñado por asesinato A la mañana siguiente, Santiago le cuenta a Raquel que según Godoy, Carolina intentó abortar hace dos años y Damián estaba con ella. “Quieren que me haga una prueba de ADN, pero no lo veo necesario. Yo estoy seguro de que Benjamín es mi hijo”, asegura muy enfadado. Unas horas después, el hombre se cruza con Andrés y lo amenaza: “Si vuelves a meterte con alguien de mi familia, te mato”.

Al saber que Lola se plantea acudir a la policía, Juan la atosiga con llamadas amenazantes. Sin embargo, no tarda en arrepentirse y, una vez más, usa la manipulación con su amada: “Jamás voy a lastimarte. Yo solo quiero hacerte feliz. Te necesito, dame una última oportunidad”.

En la cabaña, Raquel encuentra multitud de pertenencias de Damián y Carolina junto a una fotografía de los dos con un escrito en el reverso. “No les importaba nada. Se estaban acostando delante de nuestra narices”, dice llorosa. Llena de rencor, se despoja de toda su ropa y se propone seducir a Alvarado. Sin embargo, este la frena: “Eres una gran mujer, pero si hacemos lo mismo que ellos, vamos a arrepentirnos”. No imaginan que Vicente, totalmente ebrio, está espiándolos y está decidido a denunciarlos ante la policía. “Estaban en una actitud muy íntima. Seguro que ellos provocaron el accidente de Carolina y Damián para sacarlos de su camino”, cuenta a Godoy.

Cinthia, por su parte, recibe la mercancía de su nuevo negocio y se sorprende al ver que Rafa la ha escondido en las macetas de unas flores para que no los descubran. Antonio muestra a Santiago una grabación donde se escucha a Damián pidiendo ayuda y le sugiere que se mantenga alejado de Raquel: “Míriam os podría acusar de ser cómplices en un intento de asesinato y tu situación sería bastante complicada”. A su vez, Laura, está convencida de que Vicente está mintiendo para desviar la investigación.

¿Damián tenía más amantes?

Ajena a esto, la esposa de Becker encuentra en una caja una pistola y una fotos de Carolina desnuda y embarazada. Fuera de sí, se dirige al hospital y zarandea a Damián, que sigue en estado de coma: “Despiértate. ¿Por qué me hiciste esto?”, repite sin parar. Las enfermeras tratan de calmarla, pero es en vano. Solo la llegada de Santiago lo consigue y se la lleva de allí. De regreso a casa no acaban los disgustos, ya que Cinthia hace una confesión sobre su pasado: “Carolina no fue la única mujer de Damián. Antes de ella, yo estuve en su cama”.

Raquel no puede soportar más traiciones y, con la pistola en la mano que le ha robado a Andrés, se le pasa por la cabeza quitarse la vida. En otra parte de la ciudad, Laura interroga a Lola y esta le dice que no sabe quién pudo haber matado a su madre. “Tampoco imaginé que pudiera engañar a mi papá y menos con Damián”, añade.

Raquel se disculpa con Santiago por su actitud: “Fue una estupidez tratar de hacer el amor por venganza. Eres una de las mejores personas que he conocido, pero no podemos estar juntos. Me recuerdas a Carolina”. Poco después, descubren que están siendo investigados y Antonio les pide que declaren por iniciativa propia para no ser detenidos.

Fuente: Leer Artículo Completo