Furkan Palali, galán de ‘Habitación 309’: “Cuido mucho mi cuerpo”

Con 33 años y 191 centímetros de estatura, este actor, que se alzó con los premios Mejor Modelo de Turquía y del Mundo en 2011, es uno de los rostros más cautivadores de su país. A base de “disciplina, trabajo y responsabilidad”, se ha forjado una sólida carrera en la actuación.

En España te conocimos gracias a Habitación 309. ¿Cómo recuerdas esa novela?

Con una sonrisa, me divertí y aprendí mucho de mis compañeros. Además, fue un éxito en Turquía y se ha vendido a más de cincuenta países. Tiene un lugar especial en mi corazón, como mi primera película, Somuncu Baba: Askin Sirri.

¿Por qué decidiste ser actor?

Siento que estaba en mi camino. Me apunté a Artes Escénicas mientras estudiaba Geología en la universidad. En esa época ya trabajaba de modelo. Hice medio centenar de representaciones de mi primera obra y ya no pude dejarlo. Para mí actuar es amor.

¿Te ha ayudado la belleza?

Mentiría si dijera que no, pero me di cuenta de que no quería que hablasen de mí solo por eso. Ni me hace feliz ni me interesa que se refieran a mí como el actor guapo.

¿Cómo te cuidas?

Desde hace dos años tengo un entrenador personal, Alican Kelpetin, que organiza mi programa de nutrición y acondicionamiento físico. Cuido mucho mi cuerpo, me lo tomo muy en serio.


¿Te gusta hacer ejercicio?

Sí, porque me hace sentir bien y estar sano. Además, forma parte de mi trabajo, creo que una buena presencia siempre tiene un valor en el mundo del espectáculo.

¿Cuál es tu deporte favorito?

Jugué durante once años al baloncesto, pero llegó un momento en que no podía compaginarlo con la universidad y pasó a ser un hobby. Sigo echando partidos con los amigos, también de fútbol. Me encanta nadar, monto a caballo y juego al golf de vez en cuando. También me gusta jugar a la PlayStation (risas) y ocuparme del jardín.

¿Ejerciste de geólogo?

Durante un año. Me atraía ese trabajo, las ingenierías en general, porque desde niño se me han dado muy bien las matemáticas. Tengo una mente muy analítica, nunca dejo de calcular.

¿Qué adjetivos crees que te definen como persona?

Tranquilo y paciente, pero si pierdo los nervios puedo resultar hiriente. También soy ambicioso y disciplinado, intento hacer bien mi trabajo y quiero que los demás hagan igual. ¡Ah!, y casero y romántico.

¿Afortunado en el amor?

Sí, incluso después de una relación fallida, porque siento que comienzo una nueva etapa más maduro. La profesión no me permite dedicar el tiempo que me gustaría a una pareja, por eso resulta complicado tenerla.

¿Te gustaría tener hijos?

Me encantan los niños. En Mi mentira más dulce, que hago de padre, se me despertó ese deseo. Espero empezar a recibir comentarios del público español de este trabajo, como ya me llegan de Habitación 309.

¿Cómo te llevas con la fama?

Siempre es agradable que te muestren cariño. A veces, la libertad se ve restringida, pero estoy enamorado de mi trabajo, y ese es solo un pequeño inconveniente.

¿Con qué sueñas?

Con ganar la batalla a la pandemia y salir de la crisis en la que nos encontramos.

Fuente: Leer Artículo Completo