Andrew Garfield y Claire Foy luchan contra la polio en ‘Una razón para vivir’

El aventurero y carismático Robin Cavendish (Andrew Garfield) tenía toda la vida por delante cuando, a los 28 años, contrajo la polio, enfermedad que le provocó una parálisis desde el cuello hasta los pies. Contra toda recomendación médica, su mujer, Diana (Claire Foy), le saca del hospital. El apoyo de su esposa es fundamental para que Robin pueda luchar con optimismo y sin límites ante la enfermedad. La persistencia, ingenio y determinación de esta pareja fue un ejemplo de valentía y ganas de vivir.

Una razón para vivir está basada en la historia real de Robin Cavendish, que se convirtió en pionero de la lucha por los derechos de las personas discapacitadas. William Nicholson escribió el guion de este filme por orden de Jonathan Cavendish, hijo de Robin y productor, junto a Andy Serkis, de The Imaginarium Studios, productora que llevó a la gran pantalla esta película protagonizada por Andrew Garfield.

Serkis (El señor de los anillos, El planeta de los simios, El libro de la selva) consigue convertir un auténtico drama en una lección de optimismo. La película arranca con la idílica historia de amor de sus protagonistas, hasta que llega el mazazo de la enfermedad y una vida condenada a respirar a través de una máquina. Entonces, y a pesar de que su mujer estaba embarazada de su único hijo, el protagonista deseó la muerte.

Pero esta es la única concesión al drama de la película, que pronto se centra no solo en transmitir al espectador cómo su protagonista ‘sobrevive’ sino cómo ‘vive’. Garfield lo borda en el papel de Cavendish, mientras que Claire Foy, la primera Isabel II de The Crown, cumple con creces en su papel de máximo apoyo y fuente de energía para su marido.

Una razón para vivir (Breathe). G.B., 2017. Drama. 117 min. Dir.: Andy Serkis. Int.: Andrew Garfield, Claire Foy, Tom Hollander, Hugh Bonneville, Diana Rigg, Miranda Raison.

Fuente: Leer Artículo Completo