Vestido de punto y botas militares: la combinación invencible del otoño

Una vez más, el punto ha demostrado que, con la bajada de las temperaturas, no tiene rival que pueda hacerle frente a la hora de encabezar los looks triunfadores del otoño. Pero el tejido por sí solo no es suficiente para apuntalar una tendencia y aunque en estos meses ya hemos visto cómo algunas prendas han conseguido apuntarse buenos tantos, entre ellos el chaleco de inspiración universitaria, o la combinación de jersey y falda, incluso el cárdigan largo, no hay duda de que el vestido ha resultado ser el más ambicioso.

Concebido casi como un maxi jersey que, a modo de vestido, resulta tan cómodo como versátil, esta prenda ha encontrado en otro de los hits de los que todo el mundo habla este otoño a su pareja ideal. Hablamos de la bota militar, que precedida por su éxito en pasarelas internacionales como la de Bottega Veneta, ya marca el ritmo del zapatero con rigor marcial.

Juntos, el vestido y las botas, han formado un tánden inesperado que sin embargo cumple todas las expectativas estéticas para un look invernal impecable, que no descuida la tendencia pero además abraza la comodidad.

Bershka se suma a la tendencia minimalista dándole un giro a este vestido ajustado de manga larga y cuello vuelto que deja la espalda al descubierto y combina perfectamente con un par de botas altas acordonadas y suelas anchas. El vestido cuesta 17,99 € y las botas 55,99 €

El patrón de este vestido de Mango sin embargo es más relajado, realizado en tejido jaspeado, con cuello alto y mangas abullonadas. Perfecto para un look más informal, incluso campestre. El vestido cuesta 39,99 € y las botas 69,99 €

Jugando con las formas oversize y la textura y el relieve del trenzado del punto en ochos, este vestido de Pull & Bear está disponible en blanco y en gris antracita y puede llevarse solo pero también sobre una camisa, dejando que asome por debajo o combinado con unos shorts. Cuesta 29,99 €. El contrapunto perfecto lo dan las botas de goma en tono verde militar, que cuestan 45,99 € y solo están disponibles a través de la web de la firma.

Zara hace la aproximación más urbana a la combinación con un vestido largo casi hasta los tobillos, confeccionado en mezcla de lana, escote cuadrado y manga larga abullonada. Además el bajo incorpora acabado en evasé. Cuesta 39,95 €. Y los botines planos de goma con suela dentada, 69,95 €.

Fuente: Leer Artículo Completo