Si los hombros son el nuevo escote, estas blusas son el nuevo ‘push up’

“Mírame a los ojos… He dicho a los ojos”, insistía la modelo Eva Herzigova desde aquella legendaria campaña de Wonderbra en 1994 en la que aún cuesta sostenerle la mirada felina. Provocativa y provocadora una imagen valía más que todas las palabras que pudieran describir el sujetador que más y mejor eleva el pecho, subraya el escote y desvía la mirada con atracción hipnótica sobre un único punto de fuga posible. Dos décadas después, nadie acostumbrado al instagram de Emily Ratajkowski se escandalizaría ante la imagen de la top checo-italiana por los mismos motivos que entonces. El debate sobre hipersexualización de la mujer en la publicidad o la batalla contras las estrecheces del canon estético han hecho explotar una burbuja lencera inflada hasta volúmenes insospechadas por la sobreexposición femenina en marquesinas de autobús o catálogos y cuyo máximo exponente situaríamos en el desfile de Victoria's Secret.

Éste ha dejado de celebrarse como también la moda ha dejado de obsesionarse con la talla del sujetador para abarcar una variedad más acorde con la realidad. Es más, la mirada de la industria ahora se dirige hacia otra zona del cuerpo que se exhibía en la pasarela primavera-verano 2020 con la misma rotundidad que el pecho en los vestidos Baywatch de los 90. Si la clavícula es el nuevo escote, estas blusas son el nuevo push-up.

© GoRunway.com

Para subrayar el hueso que separa los hombros con la misma evidencia con que el  Wonderbra realzaba el pecho, las blusas y camisetas Bardot que serán tendencia en 2020 son de manga larga. De esta manera, los centímetros de tela que cubren el brazo crean un contraste con las hectáreas de piel que se exhiben alrededor de los hombros.

El escote traza una línea que recorre el pecho y dibuja una recta, un cuadrado o un semicírculo en torno a la clavícula que queda enmarcada y, por tanto, su presencia queda destacada. No se trata de exagerar el relieve que dibuja el hueso (el llamado efecto jaboneras), simplemente de reclamar para la zona del cuello y los hombros las miradas que antes atraía el escote.

© Cortesía de

Finalmente, la variedad en los diseños responde a todas las tendencias en blusas, camisetas, camisas y cuerpos del momento. Están los de inspiración corset , los tops de mangas abullonadas y los finísimos jerséis de punto con aberturas.

Pero si algo tienen en común estas 10 blusas de Zara y compañía es, primero, que son tendencia y, segundo, que son a los hombros y la clavícula lo que el Wonderbra al pecho y al escote: el mejor push up.

Nuestros periodistas recomiendan de manera independiente productos y servicios que puedes comprar o adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos en nuestros textos, Condenet Iberica S.L. puede recibir una comisión. Lee aquí nuestra política de afiliación.

Fuente: Leer Artículo Completo