Las rebajas de este verano también podrán ser en tiendas físicas pero evitando aglomeraciones

El coronavirus ha tocado de lleno a todas nuestras costumbres y prácticas sociales, e ir de compras poco se parece ahora a esa práctica de ocio que disfrutábamos solas o en compañía, sin mirar el reloj, y comparando modelos hasta dar con el que más nos gustaba. La cita previa, el uso limitado de los probadores, la desinfección de las prendas y la limitación del aforo en las tiendas han cambiado las reglas de las compras por completo.

Uno de los capítulos que más polémica ha despertado ha sido el relativo a las rebajas de temporada. Según el Boletín Oficial del Estado, “los establecimientos no podrán anunciar ni llevar a cabo acciones comerciales que puedan dar lugar a aglomeraciones de público, tanto dentro del establecimiento comercial como en sus inmediaciones. La restricción no afectará a las ventas en rebaja ni tampoco ventas en oferta o promoción que se realicen a través de la página web“.

La medida no fue bien recibida por los comerciantes, que llevan dos meses sin poder vender sus productos y aspiraban a liberar stock gracias a los descuentos. Un malestar que ha recogido la Asociación Empresarial del Comercio Textil, Complementos y Piel (ACOTEX) remitiendo una consulta al Gobierno sobre este asunto, pues entienden que sí se pueden realizar rebajas en los comercios “siempre que estos estén en condiciones de adoptar todas las medidas que sean necesarias con el fin de evitar que se produzcan aglomeraciones a consecuencia de dichas rebajas o promociones”.

Y la respuesta del Ministerio de Comercio, a la que han tenido acceso distintos medios de comunicación, se ha alineado con esa interpretación, remitiendo un comunicado a ACOTEX en el que confirman que lo que se prohíbe son las aglomeraciones, no el hecho de que se puedan realizar promociones en los establecimientos físicos. Aunque dicho departamento aún está a la espera de que el Ministerio de Sanidad, máximo órgano de decisión en la desescalada, confirme esta interpretación.




Fuente: Leer Artículo Completo