Los beneficios de ir andando al colegio para los niños

  • 17 recetas de cenas fáciles y deliciosas para niños
  • Viajes con niños: 34 destinos perfectos
  • Nombres de niña bonitos y originales

    Caminar es muy importante para los niños. El informe ‘Caminando al cole’, presentado el 10 de septiembre por la Asociación Española de Pediatría (AEP), confirma los importantes beneficios para nuestros hijos de ir caminando. Este trayecto a pie supone casi el 65% de la actividad diaria aconsejada. Por lo que conviene hacerlo andando cuando sea posible.

    La doctora María José Mellado Peña, presidenta de la AEP, señala: “Cerca del 23% de nuestros escolares tiene sobrepeso y en torno a un 18% padece obesidad. Caminar un kilómetro de ida y otro de vuelta al día, la distancia media entre el colegio y el hogar, supone realizar hasta dos terceras partes del ejercicio diario recomendado en los menores”.

    Según la AEP, el “transporte activo” comprende todo tipo de desplazamiento que los niños realizan desde su casa hasta la escuela usando medios no motorizados: por ejemplo, bicicleta, monopatín, patines o a pie. También se entiende que ir al cole en transporte público es más activo que ir en coche privado, ya que implica los desplazamientos a las paradas.

    Aumenta la autoestima

    La actividad física diaria incrementa la autoestima y disminuye el riesgo de trastornos emocionales (ansiedad, depresión); además, según el Dr. Álvarez Pitti, vocal de actividad física del Comité de Promoción de la Salud de la AEP, “favorece los momentos de encuentro entre padres e hijos y fomenta nuevas amistades, potenciando el sentimiento de pertenencia al grupo”.

    Además, una caminata diaria de 20 minutos incrementa la resistencia de la columna vertebral y el equilibrio. También abre el apetito, lo que siempre beneficia a los niños que comerán la comida, la cena o la merienda con ganas en vez de «por obligación». No se darán grandes atracones sino que comerán lo que les apetezca para calmar su hambre. Si se te han acabado las ideas de qué ponerle a tu hijo para almorzar, aquí tienes diferentes opciones de meriendas originales y saludables.

    El entorno medioambiental

    En cuanto al entorno escolar, la Contaminación Atmosférica Urbana (CAU) es uno de los mayores retos en salud medioambiental de la OMS, por eso ir a pie contribuye también a mejorar la calidad del aire.

    Es muy importante que los niños aprendan que estar fuera de casa, jugar en el parque o simplemente salir a dar una vuelta es mejor que quedarse en casa enganchado a un videojuego o a la televisión.

    Para conseguir que tus pequeños vean el salir por la puerta como una oportunidad para disfrutar, lo mejor es motivarles con juegos o juguetes que les hagan gastar energía y pasárselo bien. Uno de estos objetos pueden ser los patinetes para niños, perfectos para una buena tarde de diversión.

    Favorece el aprendizaje

    El ejercicio diario también puede ser influyente en la plasticidad y la flexibilidad cerebral. El Dr. Álvarez Pitti apunta: “La actividad física antes del colegio predispone al aprendizaje efectivo, observando mejores habilidades verbales, numéricas y de razonamiento”.

    El ejercicio hace que los niños estén activos, que se alejen del uso excesivo de la tecnología y que no tengan tantos problemas como dolores de cabeza que siempre son muy molestos, sobre todo en los más pequeños.

    El ejercicio ayuda a fortalecer la musculatura y consigue que el cuerpo del bebé se esterilice con el tiempo, así pasará de tener la barriga hinchada y grande a tener un cuerpo más delgado y sano gracias a que se estará desarrollando su cuerpo de niño de forma natural y sana.

    Fuente: Leer Artículo Completo