5 claves para recuperar la ilusión y acabar el año con buen ánimo

Las circunstancias que no has tocado vivir este 2020 están poniendo a prueba nuestro ánimo. Pero incluso en circunstancias como esta es posible rascar un poco de tiempo para mimar y reforzar nuestra autoestima y, por qué no, incluso ganar unos cuantos puntos de motivación extra. ¿No lo crees posible? Pues revisa las cinco claves que te damos a continuación: en ellas reside el secreto para lograr incorporar a tu vida, poco a poco y con constancia, una forma de pensar que te ayude a acabar el año y encauzar el que viene con la mochila bien cargada de ilusión.

Primer paso para recuperar tu ilusión: escúchate a ti misma

Para poder avanzar hacia un estado de ánimo más positivo tienes que conectar con tu interior, con el discurso que tiene lugar dentro de ti. Piensa en cómo te hablas a ti misma: ¿son palabras de ánimo y aliento lo que escuchas? Si estás viviendo horas bajas seguramente no lo sean.

Deja a un lado los prejuicios y lo que sueles hacer de cara al galería y establece un diálogo fructífero contigo misma. Pregúntate sobre cuál es tu objetivo vital y qué es lo que deseas y responde a esas preguntas de forma sincera y sin descalificarte. Recuerda, nunca te hables a ti misma como jamás lo harías a otra persona.

Segundo paso para recuperar tu ilusión: céntrate en un objetivo realista

Para recuperar la ilusión nuestras metas deben estar a nuestro alcance, si no es así, solo conseguiremos frustrarnos y sentirnos peor. Si quieres empezar 2021 motivada debes buscar un objetivo que sea consecuente con lo que deseas y que puedas realmente conseguir. deja de fantasear con que la solución a tus problemas vendrá del exterior: tú eres tu solución. La pasividad es enemiga del buen ánimo.

Tercer paso para recuperar la ilusión: conecta con el aquí y ahora

El mindfulness funciona porque esconde una gran verdad: nos cuesta mucho centrarnos en lo que sucede ahora mismo y preferimos proyectarnos en el pasado (lo que puede hacernos estar tristes) o en el futuro (lo que puede generar ansiedad). Presta atención a tu día a día, a sus detalles y aprende a apreciarlos. No llenes el momento que estás viviendo ahora con ideas sobre lo que pasó o lo que pasará.

Cuarto paso para recuperar la ilusión: si quieres algo, ve a por ello

La pasividad conduce al desaliento, en cambio dar los pasos necesarios para conseguir aquello que deseamos nos llena de ilusión porque nos hace sentirnos capaces y válidos. Sacúdete la apatía, y una vez tengas un objetivo realista en mente, elabora un plan para conseguir llegar a tu meta paso a paso. Pasa a la acción.

Quinto paso para recuperar la ilusión: deja atrás a los vampiros emocionales

A veces son los demás los que nos roban las ganas de probar cosas nuevas, la energía y la ilusión. Analiza cómo son las personas de tu entorno y cómo se relacionan contigo, cuál es el feedback que tienes con ellas. Quizá haya llegado el momento de despedirse de alguna de ellas, concretamente de todas aquellas que no sumen sino que resten cosas a tu vida.

Fuente: Leer Artículo Completo