Manual de uso del retinol: Así es como puedes rejuvenecer tu piel y alisar las arrugas con este activo que es el favorito de las royals y las influencers

Para completar una buena rutina de belleza antiedad no solo debes incluir una crema rejuvenecedora como la de Paula Echavrría o esta que Eguenia Silva aplica por las noches, sino que debes fijarte en los activos que incluyen tus productos. Y el retinol es uno de los imprescindibles. Y aunque ya hemos fichado, por ejemplo, estos tres sérums de farmacia que lo incluyen debes saber primero cómo usar este ingrediente para que sea realmente efectivo.

Gracias a los consejos de la farmacéutica Rocío Escalante, titular de Arbosana Farmacia y experta en dermofarmacia, hemos sabido que el retinol es uno de los 5 activos que no deberían faltar en una rutina facial – los otros son el ácido hialurónico, la vitamina C, los alfa hidroxiácidos y los péptidos- si queremos retrasar el envejecimiento cutáneo. ¡Te explicamos por qué!

Crema hidratante con retinol, de Multi (56,50 euros).

Rocío explica que el retinol es el activo antiedad por excelencia, que es perfecto para mejorar las arrugas, las manchas, el tono irregular, la falta de luminosidad, los poros dilatados o la pérdida de firmeza, entre otras cosas. Sin embargo, es un ingrediente que puede provocar irritación ya que actúa como un peeling, favoreciendo la renovación celular, y hace desaparecer la capa superficial de la piel, que es sustituida por una nueva. Por ello, se recomienda usarlo por la noche y aplicar un producto muy hidratante después y proteger la piel del sol siempre que se use este activo.

Sérum con retinol, de You Are The Princess (11,95 euros).

Además, debes tener en cuenta que existen diversas formas de este activo, de hecho algunos como el ácido retinoico, solo se pueden conseguir bajo prescripción médica. Sin prescripción podemos encontrar el retinol, el retinaldehido o el retinol que son menos irritantes. Incluso es importante que antes de usarlo conozcas el umbral de tolerancia de la piel. Por lo que se recomienda introducirlo de forma progresiva, empezar 2-3 veces a la semana y según tolerancia, usarlos en días alternos.


Fuente: Leer Artículo Completo