Las 10 mejores cremas solares de farmacia

Llegan los meses que más tiempo pasamos al aire libre. Las condiciones atmosféricas nos lo ponen fácil y las tardes en terrazas y piscinas con amigos son uno de los planes más apetecibles. Y esta es una de las razones fundamentales por las que no debemos dejar pasar la aplicación de un buen protector solar. Este cosmético es una manera muy simple de mantener alejados todos los daños que puede provocar el sol. La mayoría de ellos nos protegen tanto de los rayos UVA/UVB que pueden provocar melanoma. Y no solo eso, sino que también son responsables de la aparición de manchas y del envejecimiento de la piel.

Eso sí para que la protección sea efectiva, es necesario que esta se reaplique periódicamente, pues el paso del tiempo unido a otros factores, como el sudor o el agua hacen que poco a poco vaya perdiendo eficacia. Lo que los expertos recomiendan es volver a poner la protección cada dos horas. Para esta reaplicación podemos optar por formatos más cómodos como los protectores en espray, que sobre todo si vamos maquilladas, nos facilitan mucho la tarea de volver a aplicar la protección.

Y entre la amplia variedad de protectores que existen en el mercado, lo que nos puede ocurrir es que no sepamos cuáles son los más adecuados para nosotros y cuáles nos ofrecen las mejores garantías. En este caso, una buena decisión es recurrir a la farmacia, un establecimiento sanitario en el que tenemos la confianza de obtener siempre las mejores recomendaciones por parte de los profesionales que trabajan ellas, que además están basadas en criterios de eficacia y seguridad.

En la farmacia, los protectores solares se consideran productos de salud y por eso se tratan con la seriedad que merecen, exigiendo a los fabricantes altos estándares de calidad y una demostración expresa de cada una de las características que enuncia el producto. La mayoría de solares de farmacia son productos hipoalergénicos, testados en las pieles más sensibles y fotoestables, es decir, mantienen su protección y su formula queda intacta ante la incidencia del sol.

Esta especialización se hace todavía más necesaria cuando estamos tratando de encontrar una crema solar para una piel con una problemática específica. Acudiendo a la farmacia nos aseguramos de que la persona a la que le estamos contando estas circunstancias específicas nos entiende y sabrá ofrecernos una solución a medida. Es el caso de pacientes con rosácea o pacientes con intolerancia al sol.

Esta crema de alta protección con una textura ligera y agradablemente perfumada garantiza un acabado invisible. Proporciona una alta seguridad y una alta tolerancia y es adecuada para los primeros días de bronceado.


Es un protector solar unisex que hidrata y proporciona una protección invisible e inmediata contra las quemaduras solares, incluso en la piel mojada. Con una exclusiva tecnología llamada Cellular Protect Complex y vitaminas C y E, que proporciona una mayor protección de tu delicada piel contra los rayos UVA, UVB e Infrarrojos previniendo el envejecimiento prematuro de tu piel.

Ahora enriquecido con el exclusivo filtro MEXORYL400, ayuda a proteger la piel de los daños causados por los rayos UVA, UVB y ultra-largos. Resistente al agua, al sudor y a la arena, esta crema solar de alta protección crea un ligero velo sobre la piel con un acabado invisible y no graso. Diseñada específicamente para pieles sensibles, su fórmula minimalista e hipoalergénica es ideal para uso diario, ya sea sola o bajo el maquillaje.

Diseñada para las personas con piel sensible, esta fórmula cuidadosamente elaborada ofrece una protección muy alta contra los rayos UV sin causar irritación en la piel. Resistente al agua y biodegradable, la fórmula cubre el cutis con una protección de amplio espectro, dejando la piel suave y flexible, con una textura aterciopelada. Gracias a su consistencia ligera, la piel absorbe la fórmula sin esfuerzo y sin dejar un residuo pegajoso, blanco o graso.

Aprovechando los poderes de las proteínas de trigo y de los filtros UVA/UVB de base mineral, este líquido puro forma una capa transpirable e invisible sobre la piel para protegerla de la contaminación y de los agresores ambientales que pueden provocar enrojecimiento, deshidratación y sensibilidad. Se puede usar solo o como una base de maquillaje suave y luminosa.

Es el primer fotoprotector que oxigena la piel gracias a su doble acción: Oxigena: su contenido en SepitonicTM aumenta la oxigenación de la piel, promoviendo la reenergización y regeneración celular tras el estrés producido por el sol. Hidrata: aportando un secado inmediato, que una vez aplicado y extendido sobre la piel, se absorbe en segundos, desapareciendo de la superficie sin dejar ningún tipo de residuo. Es apto para para pieles sensibles, hipoalergénico, no contiene alcohol, es resistente al agua y está testado dermatológicamente.

Gel-Crema de protección solar facial con FPS muy elevado que ofrece un efecto antibrillo durante 8 horas. Formulada para las necesidades específicas de la piel grasa, regula la secreción de sebo.

Es una crema de muy alta protección especialmente diseñada para las pieles con tendencia atópica. Contiene aceite vegetal de avena rhealba para fortalecer y proteger la barrera de la piel. Su sistema de filtro patentado protege eficazmente contra los rayos UVA/UVB largos y cortos. Su textura cremosa es de fácil aplicación y no deja manchas blancas ni sensación pegajosa. Además, podrás bañarte al momento, ya que es resistente al agua.

Su textura ligera de rápida absorción, resistente al agua y fácil de extender es perfecta para la protección de la piel del cuerpo. Su cómodo formato en espray multiposición permite aplicar el producto de manera sencilla y con un excelente acabado. Brinda una protección alta formulada con Fernblock®, filtros solares y activos reparadores y antioxidantes, que protege, neutraliza y repara el daño solar.

Fuente: Leer Artículo Completo