Este resucitador capilar ha unido a Madonna y a Kim Kardashian y sabemos por qué

Si algo solemos envidiar de las celebrities del momento (o al menos de muchas de ellas) además de su piel es su pelo. Pero lo bueno es que no tenemos que seguir sintiendo esta envidia porque suele tener truco. De hecho, muchas veces incluso lo comparten.

Esto es lo que ha ocurrido con las melenas de Kim Kardashian y Madonna, pero también con las de Natalia Vodianova, Kate Upton o la top Jessica Stam. Todas consiguen tener unas melenas largas y sanas a pesar de que pasen los años y, lo mejor, las transformaciones capilares de todo tipo (tintes y decoloraciones incluidos). Todo gracias a un resucitador capilar.

En concreto, Masque Quintessence, de Leonor Greyl, que se creó para contrarrestar el daño producido por tintes, mechas, decoloraciones o tratamientos de alisado y devolver la vitalidad hasta al cabello más estropeado. Es decir, el de las vip. Se trata de una mascarilla intensiva capaz de recuperar el cabello dañado, estropeado y quebradizo porque actúa profundamente en la fibra capilar. Acondiciona, repara y revitaliza el pelo, devolviéndole la suavidad, el brillo y la manejabilidad.

¡La quiero!

Todo esto lo consigue porque se basa en la hidratación. Es decir, es súper hidratante porque absorbe el agua y la mantiene en el interior de la fibra capilar para un efecto hidratante de larga duración.

Y es que, está formulado con aceite de Cupuaçu, una mantequilla vegetal extraída del fruto de Cupuaçu, que sus semillas producen un aceite muy rico en proteínas y ácidos insaturados de gran poder nutritivo y reparador de la fibra capilar. Con aceite de Mongongo, extraído de las nueces del árbol protegido de Manketti, del norte de Namibia, tiene propiedades hidratantes, regeneradoras y reestructurantes para el cabello. También cuenta con altos niveles de ácidos grasos que retienen la humedad, y vitamina E, que ofrece protección contra la radiación solar y el calor.

También contiene extractos de Acacia de Senegal, colágeno y aminoácidos de la Flor de Hibisco, que suavizan y reestructuran el cabello; Hialuronato de Sodio y un ingrediente natural secreto que David Brooks, Director de Investigación y Desarrollo de Leonor Greyl, encontró para reforzar la fibra capilar y prevenir la deshidratación por la pérdida de agua.

Además, su fórmula es completamente vegana y no contiene siliconas. Está disponible por 100 euros.

¿Cómo se usa?

Para que el resucitador sea más efectivo, desde la firma recomiendan en cabellos muy frágiles y dañados, “aplicarlo como tratamiento intensivo sobre el cabello seco, antes del champú, evitando las raíces, y dejarlo actuar 20 minutos.Trascurrido el tiempo de exposición, se puede volver a aplicar una pequeña cantidad para facilitar el desenredado y después se lava el cabello con el champú habitual”, señalan.




Fuente: Leer Artículo Completo