El sérum rejuvenecedor que Victoria Beckham ha conseguido colocar entre las cremas de lujo más vendidas

Puede que a Victoria Beckham la apodaran Posh Spice, pero lo cierto es que con el tiempo ha demostrado dominar la diferencia entre lo bueno y lo caro, y cómo transitar con éxito de uno a otro, algo que le ha llevado a conquistar terrenos que no parecían destinados para ella. Primero fue la moda y no se conformó hasta crear un imperio: cuando muchos pensaban que su marca de ropa era el capricho de una estrella del pop convertida en coleccionista de Birkins, ella formó un buen equipo y debutó con su propia línea en la Semana de la Moda de Nueva York. Tres años después su firma ya crecía al 120% anual y ganaba el Oscar de la moda británico, el premio Firma del Año en los British Fashion Awards de 2011. Lo que vino después fue más leña de éxito. Ahora, su nuevo capítulo dorado está en la cosmética y su último lanzamiento, un suero antiedad que cuenta con el sello de un gurú de un experto en el campo de las células madre, se ha colocado ya en el Top 5 de los productos de cuidado de la piel más vendidos en el templo del lujo online Net-à-Porter junto a consolidadas marcas como La Mer o Dr. Barbara Strum.

Con un precio de 268 euros, el Cell Rejuvenating Power Serum que lanzó el pasado mes de febrero se une a su primera crema, Cell Rejuvenating Priming Moisturizer, en un pack antiedad que ella misma ha descrito como “verdaderamente eficaz”. Bajo su marca, en ambos, aparece otro nombre: el del Dr. Augustinus Bader.

https://www.instagram.com/p/B8JVxrRJW4a/

A post shared by Victoria Beckham (@victoriabeckham)

Bader ganó su reputación cuando desarrolló una pomada de hidrogel para tratar a víctimas de quemaduras, evitando a muchas de ellas la necesidad de recibir injertos en la piel. La clave está en su tecnología TFC8, por la que posee más de 200 patentes, y que añadió a su primera crema cosmética, The Cream, lanzada en 2019 (el mismo año en que nuestra protagonista lanzaba su propia marca de belleza, primero centrada en el maquillaje, Victoria Beckham Beauty). Muy pronto el alemán se granjeó innumerables fans de renombre, desde estrellas de Hollywood a famosos facialistas. Una de sus admiradoras fue, precisamente, Victoria Beckham.

Qué tiene de especial

Considerado un sérum de nueva generación, está formulado con la citada TFC8 y combina una potente mezcla de activos, que incluyen ácido hialurónico fragmentado, niacinamida y vitamina E, que equilibran el microbioma de la piel y fortalecen su función de barrera. Como dicen en Augustinus Bader, “una buena piel comienza bajo su superficie. Una barrera cutánea equilibrada restaura y preserva la piel sana, pero su funcionalidad está constantemente amenazada por una variedad de agresores, como contaminantes e irritantes. Una barrera debilitada puede provocar dolencias cutáneas comunes como acné, dermatitis, eccema, inflamación y rosácea”. El objetivo, así, es conseguir una barrera fuerte, y por eso el sérum se enfoca en contrarrestar “lo malo” (piensa en la luz azul y la polución) y en ayudar a la piel a retener los nutrientes clave para una mejor hidratación. Usado a diario crea un ambiente óptimo para la salud de la piel que da como resultado más brillo y luminosidad.

Las alabanzas no han tardado en llegar a internet: “Tres semanas después, mi piel está totalmente inmaculada y con un aspecto muy saludable (…) Sí es muy, muy, cara, pero es una inversión que estaría dispuesta a hacer”, publicó Who What Wear. “Magia en una botella”, dice Sladja M., de entre 41 y 50 años, en la web de la marca.

268€ (junto con la crema).

La clave está en los ingredientes

Si un cosmético funcionará o no es algo que a menudo se identifica con la lista y la calidad de principios activos que contiene. Este suero lleva nueve ingredientes clave:

• El TFC8, compuesto de aminoácidos naturales, vitaminas de alto rendimiento y moléculas sintetizadas que se encuentran naturalmente en la piel. La mezcla de todas ellas crea un ambiente óptimo para los procesos innatos de reparación y renovación de la piel.

• Un complejo de fermento de levadura rico en nutrientes, que afina la textura, agrega flexibilidad y vitalidad y fortalece la barrera de la piel para prevenir la deshidratación.

Biopéptidos extraídos de la flor de porcelana, que equilibran la flora de la piel mientras fortalecen su inmunidad (a través de bacterias saludables), mejorando la salud general de la piel.

Empetrum Nigrum (también conocido como camarina negra o baya de cuervo), que ayuda a crear una piel más firme y tonificada.

Vitamina E, que proporciona protección antioxidante contra los radicales libres.

Extracto de olivo, que combate los efectos de la luz azul de los dispositivos digitales.

Pavlova Lutheri (o extracto de microalgas), que ayuda a proteger contra la contaminación urbana e interior (humo, polvo, etc.).

Niacinamida, que calma la piel y ayuda a reducir el enrojecimiento, el tamaño de los poros y la aparición de líneas finas y arrugas, al tiempo que trabaja para igualar y mejorar el tono de la piel. resplandor

• El ácido hialurónico fragmentado, que penetra en la piel para actuar como un imán de hidratación y un portador de nutrientes.

https://www.instagram.com/p/B8JVbK1pVE7/

A post shared by Victoria Beckham (@victoriabeckham)

¿Puede combinarse con otros productos?

Sí, funciona bien en combinación con cosméticos de pH bajo, como son los ácidos y otros exfoliantes, solo hay que asegurarse de que estos se absorban por completo antes de aplicar el suero. Y aunque en la marca lo proponen como el único suero necesario, puede utilizarse con cualquier otro, siempre que lo dejemos como primer paso de cuidado de la piel tras la limpieza.

Aplicarlo es muy sencillo: tan solo hay que poner unas gotas en las yemas de los dedos y masajear la piel seca y recién limpia con movimientos ascendentes hasta su total absorción. A continuación iría la crema hidratante habitual, y como último paso, el protector solar.

En imágenes

Se vende uno por minuto en el mundo: 10 cosméticos que vuelan de los estantes

Fuente: Leer Artículo Completo