Meghan Markle: repasamos su vida en imágenes

Rachel Meghan Markle, conocida como Meghan Markle, nació en el West Park Hospital en Canoga Park y se cri0 en View Park-Windsor Hills, un barrio de Los Ángeles, California. Es hija del director de fotografía Thomas Wayne Markle
y de Doria Loyce Regland, trabajadora social e instructora de yoga, quien es afroamericana. Además, la duquesa de Sussex tiene dos medio hermanos, Samantha (56) y Thomas (55), fruto del primer matrimonio de su padre con Roslyn Loveless.

Respecto a sus estudios, Meghan fue a la Universidad de Northwestern, donde se especializó en interpretación y Relaciones internacionales. Poco después comenzó su carrera cinematográfica de forma inesperada, y es que fue una amiga de la actriz la que le entregó a un mánager la copia de una de una película que había hecho Markle en sus años universitarios. Para poder dedicarse a la actuación, Meghan trabajó como calígrafa autónoma en su juventud.

Ya en2002, con tan solo 21 años, Meghan Markle empezó a despegar como actriz al actuar en un episodio de ‘Hospital Central’. Sin embargo, la fama le llegó 8 años después, en 2010, cuando actuó en la película ‘Recuérdame’, protagonizada por Robert Pattinson.Como actriz, el papel más conocido de Meghan Markle es el de Rachel Zane en la aclamada serie ‘Suits’, de la cadena USA. En ella actuó desde julio de 2011 hasta 2018, motivo por el que trasladó su residencia a Toronto.

En cuanto a sus relaciones personales, Meghan Markle estaba divorciada cuando conoció al príncipe Harry, pues había estado casada con Trevor Engelson, un productor de cine estadounidense con el que contrajo matrimonio el 10 de septiembre de 2011, después de haber salido juntos siete años. Sin embargo, menos de dos años después de casarse, en agosto de 2013, la pareja se separó alegando ‘diferencias irreconciliables’.

Tres años después de su divorcio, Meghan conoció a su actual marido, el príncipe Harry, en una cita a ciegas organizada por una amiga en común. Dos años después, la feliz pareja contrajo matrimonio, el 19 de mayo de 2018, por lo que la ex actrizpasó a tener un hueco en el árbol genealógico de la Familia Real británica con el título de duquesa de Sussex y el tratamiento de alteza real. Este cambio supuso el traslado de su residencia habitual en Canadá por Frogmore Cottage, en Windsor, y la renuncia a su carrera para dedicarse a sus responsabilidades como esposa del príncipe Harry.

La familia comenzó a ampliarse el6 de mayo de 2019, cuando dio dio a luz a su primer hijo, Archie Harrison Mountbatten-Windsor. El primogénito de los duques de Sussex es el séptimo en la línea de sucesión al trono británico. Dos años después, el 4 de junio de 2021, el matrimonio dio la bienvenida a su hija Lilibet Diana. Los duques eligieron este segundo nombre en honor a la madre del príncipe Harry, Diana de Gales.

Sin embargo, la vida de los duques de Sussex cambió drásticamente cuando en 2020 anunciaron a la reina Isabel II que no volverían a trabajar como miembros de la Familia Real británica y que renunciarían al sueldo público del presupuesto soberano. El motivo de esta decisión fue la presión que según ellos, Meghan Markle sufría.

Ambos rompieron su silencio en una polémica entrevista que concedieron a Oprah Winfrey en marzo de 2021, donde explicaron todos los motivos que los llevaron a alejarse de la monarquía y hablaron sin tapujos de cómo esta les había hecho sentir, incluyendo el tema del racismo. En este sentido, los duques afirmaron que los miembros de la Familia Real se preguntaban por el color de piel que podría tener su hijo debido a la ascendencia afroamericana de Meghan Markle, y les dijeron que negarían a Archie el título de Príncipe y la seguridad

Además, en la entrevista con Oprah, Meghan Markle reveló que pensó en el suicidio por la presión de la prensa y la falta de apoyo de la Familia Real. y porque se sentía «sola» y «atrapada. Una situación que provocó que el príncipe Harry tomase la drástica decisión de cambiar completamente su vida para ayudar a su esposa.

Alabandonar la Familia Real británica, Meghan y Harry trasladaron su residencia a Canadá, concretamente a la Isla de Vancouver. Más tarde se mudaron a Estados Unidos, donde el conocido actor y director de Hollywood, Tyler Perry, acogió a los duques en su mansión de Los Ángeles. En 2021 la pareja compró una casa en Montecito (San Bárbara) por 14.65 millones de dólares. Una mansión de 1.300 metros construidos, con 9 habitaciones y 16 baños.

La duquesa de Sussex ha reaparecido muy feliz en Nueva York junto al príncipe Harry. Este ha sido el primer acto oficial al que ha asistido desde que dio a luz a su segunda hija y el primero que la pareja realiza junta desde que decidieron dejar Reino Unido.

Ajena a las críticas de los medios, Meghan celebra ahora su 40 cumpleaños por todo lo alto con la ayuda de uno de los gurús de los eventos más conocidos de Los Ángeles, Colin Cowie.

Según el diario ‘Daily Mirror’, la duquesa dio la bienvenida a una nueva década en un evento al aire libre que cumplirá con las restricciones sanitarias y al que acudieron unas 65 personas en total.

El medio de hermano de Meghan Markle, Thomas Markle. Jr, tampoco duda en arremeter contra la duquesa, describiéndola siempre como una «manipuladora». Sus últimas declaraciones sobre ella las ha hecho en el tráiler del programa ‘Gran Hermano VIP Australia’, en el que va a participar.

En él asegura que antes de que se casaran, le dijo a Harry que ella» le arruinaría la vida». «Es una superficial», declara en el adelanto del programa.

La medio hermana de Meghan Markle, Samantha Markle, lleva años criticando a la duquesa de Sussex. De hecho, ha llegado a declarar que su testimonio en el programa de Oprah Winfrey tenía como objetivo hacer «relaciones públicas».

«Fingía que lloraba, pero con el presupuesto que tenían podían haberle puesto gotas en los ojos», contaba. Samantha también aseguró que es «calculadora» y que siempre ha intentado imitar a Diana de Gales, ya antes de conocer al Príncipe Harry. «Siempre ha querido ser una princesa y emular a Lady Di», explicó.

Ahora, su último golpe de efecto ha sido publicar un libro, ‘The Diary of Princess Pushy’s Sister’, en el que explica los motivos de su distanciamiento y cómo su hermana busca el beneficio económico.

En 2021 la pareja compró una casa en Montecito (San Bárbara) por 14.65 millones de dólares. Una mansión de 1.300 metros construidos, con 9 habitaciones y 16 baños, además de un gimnasio, una sala de cine y otra de videojuegos, así como una bodega.

Además, en el exterior, de 20.000 metros cuadrados, hay varios patios y zonas de estar, un parque infantir, una enorme piscina y una casa de invitados.

El conocido actor y director de Hollywood, Tyler Perry, acogió a los duques en su mansión de Los Ángeles cuando se trasladaron a Estados Unidos.

Al abandonar la familia real, Meghan y Harry trasladaron su residencia a Canadá, concretamente a la Isla de Vancouver.

La decisión de abandonar la familia real solo tiene un precedente. Así lo explicó Dickie Arbiter, un exfuncionario de prensa del Palacio de Buckingham, quien comparó la situación de la pareja con la abdicación en 1936 de Eduardo VIII, que dejó la corona para casarse con la divorciada estadounidense, Wallis Simpson.

La mujer del príncipe Harry escribió una carta privada a su padre, donde le decía que le había roto el corazón y le pedía que desapareciese de su vida.

Actualmente la duquesa de Sussex no tiene relación con su padre, quien no ha conocido en persona a su yerno, el príncipe Harry, ni a su nietos, Archie y Lilibeth. Tampoco estuvo presente en la boda de su hija, pero desde hace meses reclama su atención constantemente.

El príncipe Harry comentó que necesitaba alejar a su mujer y a sus hijos de la monarquía.«Todos sabemos cómo puede ser la prensa británica y estaba destruyendo mi salud mental», explicó. Así, el duque de Sussex sintió que debía hacer «lo que cualquier marido, lo que cualquier padre, haría» y pensó: «necesito sacar a mi familia de aquí».

El príncipe Harry se mostró muy preocupado por su mujer debido a las presiones que esta ha sufrido. «Perdí a mi madre y ahora veo a mi esposa ser víctima de las mismas fuerzas poderosas», ha comentó en algunas ocasiones.

El hijo de Lady Di no quería que se repitiese la historia ,pues ya había visto lo que sucede cuando los medios de comunicación persiguen a alguien a quien ama y«se convierte en mercancía hasta el punto de dejar de ser tratada o vista como una persona».

Después de renunciar al sueldo de la Familia Real y volverse económicamente independientes, Meghan retomó su carrera profesional, con la firma de un contrato con Disney.

En la entrevista con Oprah, Meghan Markle reveló que pensó en el suicidio por la presión de la prensa y la falta de apoyo de la familia real. «Me daba vergüenza admitirlo ante Harry, pero sabía que, si no decía nada, lo acabaría haciendo.Simplemente no quería seguir viviendo», confesó la duquesa de Sussex.

Además, Meghan afirmó que desde que comenzó a salir con el príncipe Harry, fue silenciada por la familia real. Según ella, se sintió «sola» y «atrapada», una sensación que se agravó aún más cuando le comunicaron que no querían que su hijo todavía no nacido tuviera el título de príncipe o princesa.

Meghan también confesó en el programa que desde la Casa Real le decían que tenía que pasar inadvertida. La duquesa explicó que preguntaba si podía salir a comer con sus amigos y la respuesta era
«no, no, no, estás sobreexpeuesta, estás en todas partes, sería mejor para ti que no salieras a comer con tus amigos».

En este sentido, Meghan contó que un día uno de los miembros de la familia real le dijo: «¿Por qué no pasas inadvertida durante un tiempo?» , a lo que ella contestó que había salido de casa «dos veces en cuatro meses».

Los duques de Sussex rompieron su silencio en una polémica entrevista que concedieron a Oprah Winfrey en marzo de 2021.

En ella explicaron todos los motivos que los llevaron a alejarse de la monarquía y hablaron sin tapujos de cómo esta les había hecho sentir, sin escurrir temas como el racismo.

De hecho afirmaron que los miembros de la Familia Real estaban preocupados por el color de piel que podría tener su hijo debido a la ascendencia afroamericana Meghan Markle, y les dijeron que negarían a Archie el título de Príncipe y la seguridad, algo que no habían hecho con ningún otro miembro de la Familia Real.

Los duques de Sussex decidieron apartarse de la monarquía británica y dejar sus labores (lo que los medios llamaron el ‘Megxit’) debido a la presión que según ellos, Meghan Markle sufría.

Y es que la mujer del príncipe Harry admitió que adaptarse a la vida real había sido «difícil» y que no estaba preparada para el nivel de escrutinio intenso de los medios al que estaba sometida, incluyendo persecuciones e insultos.

En 2020 los duques de Sussex anunciaron a la reina Isabel II que no volverían a trabajar como miembros de la Familia Real británica, por lo que dejarían de usar el título de Su Alteza Real y renunciarían a su los sueldos públicos del presupuesto soberano.

Sin embargo, ambos continúan siendo duques y Harry todavía es príncipe.

En 2018 fue incluida dentro de las ‘100 personas más influyentes del mundo’ de la revista Time.

Meghan Markle se considera feminista y escribió un artículo de opinión para la revista ‘Time’ sobre la estigmatización de las mujeres con respecto a la salud menstrual.

Meghan Markle también fue embajadora mundial de la World Vision Canada en 2016. En este trabajo la duquesa viajó a Ruanda
para la ‘Campaña Agua Limpia’ para proporcionar agua potable limpia y segura, y a la India para crear conciencia de cuestiones relativas a la mujer.

La ex actriz continuó con sus trabajos de caridad en la United Service Organizations, con la que viajó en 2014 a Afganistán y España.

Meghan Markle está muy concienciada con los menos favorecidos y así lo ha demostrado en varias ocasiones. De hecho, fue consejera de la organización benéfica internacional, One Young World.

En ella asistió a sus cumbres de 2014 y 2016. En la de 2014, que se celebró en Dublín, habló sobre los temas de la igualdad de género y la esclavitud moderna.

El 4 de junio de 2021 el matrimonio dio la bienvenida a su hija Lilibet Diana. Los duques eleigieron este segundo nombre en honor a la madre del príncipe Harry, Diana de Gales.

El 14 de febrero de 2021, los duques de Sussex anunciaron que estaban esperando su segundo hijo. Un mes después revelaron que se trataba de una niña en una entrevista con Oprah Winfrey.

En noviembre de 2020, en un artículo del diario ‘The New York Times’, la duquesa explicó que había sufrido un aborto espontáneo en julio de ese año.

El 6 de mayo de 2019 dio a luz a su primer hijo, Archie Harrison Mountbatten-Windsor, en el Hospital Portland. El primogénito de los duques de Sussex es el séptimo en la línea de sucesión al trono británico.

El 15 de octubre de 2018 el palacio de Kensington confirmó el primer embarazo de la duquesa de Sussex.

Su actitud luchadora y persistente y su esfuerzo en adaptarse a la vida al lado de los miembros de la Familia Real, hicieron que su popularidad fuera en aumento, e incluso que durante unos meses fuera mayor que la de Kate Middleton, quien ya llevaba más de cinco años con el título de duquesa de Cambridge.

La ex actriz cambió su residencia habitual en Canadá por Frogmore Cottage, en Windsor, y renunció a su carrera para dedicarse a sus responsabilidades como futura esposa del príncipe Harry, con todo lo que ello conllevaría.

Al casarse con el príncipe Harry, Meghan pasó a formar parte de la familia real británica con el título de duquesa de Sussex y el tratamiento de alteza real.

La feliz pareja contrajo matrimonio el 19 de mayo de 2018 en la Capilla de San Jorge en Windsor, Inglaterra.

El 27 de noviembre de 2017, después de 6 años de noviazgo, Meghan Markle y el príncipe Harry anunciaron de forma oficial su compromiso en una entrevista televisiva.

En 2016 inició una relación con el príncipe Harry, actual duque de Sussex. La pareja se conoció por una amiga en común, quien organizó una cita a ciegas. Pero antes de acudir, Meghan recuerda que le preguntó a su conocida: «¿Es amable? Porque si no lo es, entonces no tiene sentido que lo conozca».

Menos de dos años después de casarse, en agosto de 2013, la pareja se separó alegando ‘diferencias irreconciliables’.

La actual mujer del príncipe Harry ya había estado casada antes. En concreto, con Trevor Engelson, un productor de cine estadounidense con el que contrajo matrimonio el 10 de septiembre de 2011, después de haber salido juntos desde 2004.

Sin duda, el papel más conocido de Meghan Markle es el de Rachel Zane en la aclamada serie ‘Suits’, de la cadena USA. En ella actuó desde julio de 2011 hasta 2018, por lo que se trasladó a Toronto.

Sin embargo, fama le llegó en 2010, cuando actuó en la película ‘Recuérdame’, protagonizada por Robert Pattinson.

En 2002, con tan solo 21 años, Meghan Markle comenó a despegar como actriz al actuar en un episodi de ‘Hospital Central’.

Meghan Markle creó un blog sobre comida, ‘The Tig’, que definió como «un foco para paladares gourmet, aquellos con hambre por comida, por viajar, por belleza y por moda».

La actual duquesa de Sussex se autoproclamó comidista,una afición que más tarde fue incorporada a la personalidad de su personaje en ‘Suits’, Rachel Zane.

Para poder dedicarse a la actuación, Meghan trabajó como calígrafa autónoma en su juventud.

La carrera cinematográfica de Meghan comenzó de forma totalmente fortuita. Y es que fue una amiga de la actriz la que le entregóa un mánager la copia de una película que había hecho Markle en sus años universitarios.

La joven Meghan continuó con sus reivindicaciones, y a los 14 años escribió un libro al que bautizó como “Pecas”, donde hablaba sobre las críticas y señalamientos por las manchas de su rostro y cómo eso la hacía sentir.

Meghan empezó sus estudios de primaria en la escuela Hollywood Little Red Schoolhouse y en secundaria entró en el instituto Immaculate Heart High School.

Más tarde, estudió en la Universidad de Northwestern, donde se especializó en interpretación y Relaciones internacionales.

No es de extrañar que la duquesa de Sussex se interesase por la actuación, pues durante su niñez pasó muchas horas en el set de rodaje de la serie ‘Matrimonio con hijos’, donde trabajaba su padre.

Meghan Markle empezó a tener conciencia social desde muy pequeña. Ya con 11 años, indignada por el papel que los anuncios de televisión otorgaban a las mujeres, escribió a la propia Hillary Clinton y a Procter and Gamble (los responsables del detergente que relegaba a las mujeres a la cocina), denunciando su contenido sexista. Y la pequeña Meghan consiguió que lo retirasen.

Meghan Markle tiene dos medio hermanos, Samantha (56) y Thomas (55), fruto del primer matrimonio de su padre con Roslyn Loveless.

La mujer del príncipe Harry es hija del conocido director de fotografía y ganador de un premio Emmy, Thomas Wayne Markle, ya retirado.

Meghan Markle, tiene ascendencia afroamericana, ya que su madre, Doria Loyce Ragland (trabajadora social e instructora de yoga), es afroestadounidense.

Meghan Markle (nacida como Rachel Meghan Markle) nació en el West Park Hospital en Canoga Park y se cri0 en View Park-Windsor Hills, un barrio de Los Ángeles, California.


Fuente: Leer Artículo Completo