Laura Escanes denuncia actos de vandalismo en su casa durante sus vacaciones

  • Laura Escanes y Risto Mejide celebran su quinto aniversario de bodas
  • Las famosas disfrutan del verano en bikini o bañador
  • ¿Cómo se enamoraron Laura Escanes y Risto Mejide?

    El mes de agosto está llegando a su fin, y con él las vacaciones de muchos de nuestros famosos. Después de disfrutar varias semanas de descanso alejados del mundanal ruido y la rutina al otro lado del charco, Laura Escanes y Risto Mejide han vuelto a Madrid para prepararse para el nuevo curso aunque su bienvenida no ha sido del todo buena. Ella misma ha sido la encargada a través de sus redes sociales de relatar qué es lo que se ha encontrado al acercarse a su casa: una visión que ha hecho que fotografiara la fachada, la puerta y las ventanas de su vivienda ante la sorpresa de lo que había encontrado.

    Lejos de ver su vivienda decorada como siempre, Laura Escanes y Risto Mejide vieron que las críticas que reciben habían ido un paso más allá y que habían sido víctimas de actos vandálicos: tanto en las ventanas como las fachadas de la vivienda y en el coche se habían estampado varios huevos.

    «Pues nada, este es nuestro recibimiento. Idiotas (porque no tienen otro nombre) que han tirado huevos en casa cuando no hemos estado, tenéis un problema grande. Huevos en el coche, en la fachada de nuestra casa y en las ventanas. ¿Qué os pasa por la cabeza?«, escribía la influencer en la imagen donde mostraba el aspecto de su vivienda. Una situación que solo era el recibimiento, pues la cosa solo ha ido a peor.

    «Para añadirle un poquito más de drama a la situación y más diversión a nuestra vuelta a Madrid. Se nos fue la luz hace dos ó tres semanas, entonces el congelador y la nevera… Os podéis hacer una idea del olor, de la casa en general», ha continuado explicando la catalana a través de una story en la que no ha faltado el humor.

    Horas después, Escanes continuaba bromeando para destacar que, después de haber estado en medio de la naturaleza sin apenas ruidos durante su descanso, ahora despiertan cada mañana con el sonido de una obra cercana. Un ritmo frenético de infortunios que han hecho que la vuelta de vacaciones sea aún más dura.

    Fuente: Leer Artículo Completo