La ‘verdad piadosa’ de Jesús Mariñas: el enfrentamiento entre Rosa Benito y Alessandro Lequio

  • Todos los artículos de la columna ‘La verdad piadosa’ de Jesús Mariñas.
  • Alessandro Lequio y Rosa Benito ponen punto y final a su enfrentamiento.

    Ya tenemos temazo para alegrar el festivo prólogo navideño. No se puede pedir más que este imprevisto enfrentamiento, disgusto, riña o cabreo entre el conde italiano tan rompecorazones –aunque este caso no va de sentimientos– y la aún llamativa súper rubia televisiva. Aleluya y que nos dure, algo que solo presupongo conociendo cómo se las gastan ambos. Son de armas tomar y seguro que se despellejarán dentro de un orden sin concierto ni otras músicas más discordantes que el enfado mutuo. Ella echó leña en el asador sosteniendo que Lequio habla de forma atentatoria para Rosa «porque está muy mayor».

    Otra puñalada trapera para el conde que es prehistoria nacional y fue tan conquistador y al que todas se le rendían. Qué tiempos aquellos con tanto rifirrafe emocional nada que ver con el despego actual, mucho han cambiado nuestros usos, costumbres o acaso vicios si como tal puede entenderse volverse loco de amor. Es algo que suena añejo y afortunadamente muy superado (aunque yo sigo en mis trece y de ahí no me saca nadie). Esta llamemos ‘guerra’, aunque solo sea guerrilla ocasional, distrae, entretiene, solaza, encandila y divierte al personal por tratarse de dos números uno irrepetibles. Cuando Lequio respondió con dureza a la Benito y concluyeron los de ella que «mejor dejarlo porque esta muy mayor». Pero tal argumento encrespó más al conde que acusó a Rosa «estar mintiendo a la audiencia añadiendo además que «es una mentirosa que se viste por los pies» y también dedicando innecesarias y casi injustas palabras a su hija Chayo: «Pena debería darle ella que en vez de ponerse la bata de cola como antes hacía su tía, vende braguitas en una web para adultos». Pero ahí no acaba la historia, tiene suma y sigue en el que intervino sin pedírselo Joaquín Prat: «Rosa ha sido más elegante que tú. Después de soltarle todo tipo de, no sé cómo describirlo…

    «Lo que más nos duele en esta vida son los hijos, un tema que siempre conviene dejar aparte» reivindicó Rosa igual que hace siempre con casi sospechoso entusiasmo habla de Amador. Lo hace entusiasmada y con entrega, casi da que pensar. Defiende con coraje y entusiasmo que «es el padre de mis hijos y eso nunca se olvida», comenta quizá con algo de melancolía y nostalgia sin embargo ya superadas. Pero ver al uno hablar de la otra permite que imaginemos –o mas bien malpensemos– tiempos mejores, acaso con la relación recuperada algo que actualmente parece imposible. Pero nunca se puede decir «de este agua no beberé». Soñar no cuesta nada y la vida ofrece sorpresas. Ojalá sea así. Y que elijan nueva ocasión de reconocerse.

    En su defensa

    Rosa Benito siempre ha defendido a su hija Chayo ante los ataques recibidos por muchos colaboradores de televisión. «Los hijos son lo que más duele, conviene dejarlos aparte» le dijo a Lequio. La colaboradora atraviesa uno de sus mejores momentos profesionales como colaboradora de ‘Ya es mediodía’ y ‘Ya son las ocho’ con Sonsoles Ónega. Atrás quedaron los amargos disgustos que vivió en su época de ‘Sálvame’.

    Fuente: Leer Artículo Completo